RSS

Una descripción de los experimentos realizados con la T.D.C. (Exp. Scole).

17 May

por Alan Bennett

El grupo experimental Scole había estado llevando a cabo experimentos regulares (dos veces por semana), utilizando equipos electrónicos para intentar abrir ‘enlaces’ de comunicación con otras dimensiones de la existencia. Esta práctica fue llamada “Trans Comunicación Dimensional” o TDC (en inglés). Los resultados de casi 300 horas de investigación fueron realmente increíbles. La mayoría de estas comunicaciones se recibieron a través de lo que se conoció como el “Germanium device’ (Dispositivo de Germanio).

Las primeras instrucciones.

Nos dimos cuenta al principio que las cosas estaban tomando una dirección diferente, cuando una vez recibimos una comunicación (a través de un canal de trance) que pretendía ser una personalidad que no estaba familiarizada con el entorno físico. Esto nos pareció  inusual, pues la mayoría de los comunicadores espirituales están normalmente muy a gusto cuando hablan con nosotros. Este particular “ser” parecía tener dificultades para entender lo que todos dábamos por sentado, es decir, el tiempo, la luz (tal como lo conocemos) los colores, incluso nuestra fisiología lo confundió. Yo uso la palabra “él” vagamente, pues su género era incierto. Lo que encontramos particularmente interesante fue lo que nos dijo acerca de otras dimensiones de la existencia y de cómo estas “lejanas” dimensiones (metafóricamente), estarían tratando de comunicarse con nosotros en este mundo. Recibimos, a parte de él, varios diálogos interesantes con personalidades de estas “otras” dimensiones, todo ello en estado alterado de conciencia o “trance”.

Luego siguieron una serie de sesiones, donde se nos dio instrucciones para juntar varias piezas de equipo eléctrico. Explicaron que de este equipo se esperaba poder permitirse comunicaciones más allá de los parámetros normalmente aceptados. Las Comunicaciones se este tipo nunca se habían intentado antes. Serían de otras áreas o dimensiones de la vida, algunas de una especie mucho más alta, pero no necesariamente de la otra vida. Estas comunicaciones también formarían ‘trans-enlaces dimensionales “entre otras dimensiones y éstas permitirían crear “cadenas” de enlace, in situ,  para el uso de otros comunicadores.

La S.P.R.

Una de estas primeras sesiones de instrucción fue en noviembre de 1996 y nos quedamos encantados de tener como huéspedes a Montague Keen, David Fontana (Profesor de Psicología) y a Arthur Ellison (Profesor emérito de Ingeniería Eléctrica). Estos caballeros eran miembros de la Sociedad para la Investigación Psíquica y vinieron como investigadores individuales. Fuimos  muy afortunados en tener a uno de los ingenieros eléctricos más eminentes del presente.

Fue durante ese período de sesiones que un científico anónimo (una personalidad espiritual) describe con detalle un dispositivo para ser construido. Este dispositivo incorporaba una pieza de germanio sometida a una pequeña cantidad de presión. El germanio es un elemento metálico raro, el Diccionario Inglés de Oxford describe como: “de color blanco grisáceo que se encuentra en algunos minerales y polvos de combustión de la quema de ciertos carbones “.

Los requisitos técnicos y detalles con respecto a la construcción se discutieron con el Prof. Ellison, que pareció muy contento de estar involucrado en la creación de estos experimentos y emocionado con las posibilidades de su espíritu científico. El también explicó que alguna forma de amplificación tendría que ser necesaria, pero expresó su preocupación con respecto a nuestra alta tensión de la red (250v). Esto fue fácil de superar con la ayuda del profesor Ellison, proponiendo el uso de un amplificador a pilas, con una entrada de alta impedancia (uno de los requisitos especificados). Este amplificador era necesario para aumentar la audibilidad de las comunicaciones e iba a ser conectado directamente al dispositivo de germanio ( receptor) .

La recepción no electrónica.

Un punto muy importante fue claro para nosotros, la tecnología aplicada en estas comunicaciones no tenían paralelo alguno en el mundo y por lo tanto lo que estamos describiendo aquí no tiene ninguna base o “modelo” en la física moderna. Este punto referido durante la conversación entre el profesor Ellison y el “espíritu” del científico, cuando el científico hizo referencia a un “cohera ‘.
El Profesor Ellison nos dijo que un “cohera” fue algo usado en conjunto con la radio u ondas electromagnéticas. Cuando las ondas pasan a través de un “cohera”, explicó, los bits (magnéticos) se unen y circulan. El científico (espíritu) inmediatamente añadió que las ondas electromagnéticas (que incluyen ondas de radio) no estaban involucradas en la recepción de estas comunicaciones. Él nos dijo, no hay que caer en esa trampa, ya que son las vibraciones puramente espirituales u ondas que usarán el germanio como un punto de entrada o de enfoque.

Este punto creo que vale la pena destacarlo, ya que es muy fácil pensar en estas comunicaciones como las formas de las transmisiones de radio, que definitivamente no lo son. Las señales de radio se reciben mediante un receptor de radio, que está sintonizado a una frecuencia particular, o longitud de onda. El único equipo electrónico utilizado en este tipo de experimento es el amplificador y este se acopla directamente al receptor de germanio. Como el profesor Ellison nos explicó, el receptor de germanio, como está, no podría de ninguna manera funcionar como un receptor de señales de radio. Por supuesto, no estoy diciendo que las voces de los espíritus o las comunicaciones no se puedan recibir en los receptores de radio, que pueden, pero esto es por un medio diferente, que explicaré más tarde.

El científico pasó a explicar algunos de los aspectos más fascinantes de las propuestas con estas dimensiones distantes. Dijo que algunos de los comunicadores sólo podían hablar con nosotros a través del receptor de germanio, ya que esto les proporcionaba un canal más claro que otros métodos conocidos. También les ayudaba a ser entendidos, como una forma de traductor  que se realizaba a través de este proceso, siendo un requisito esencial ya que algunas de estas personalidades no estaban familiarizadas con el lenguaje.

Construcción de receptor.

FIG.1

FIG.1

Durante las semanas que siguieron, y con la ayuda del profesor Ellison, se construyó el receptor de germanio. El tamaño real del dispositivo acabado era bastante pequeño, alrededor de 2 1/2 x 1 1/4 pulgadas (63 x 32 mm.), Y tiene una corta longitud de cable para conectarse a la entrada del amplificador, que se muestra en el esquema diagrama (ver fig.1). El amplificador tiene una grabadora de cinta construido en él, que permite  hacer grabaciones directamente desde la fuente (el germanio), ya que no hay micrófono conectado a este equipo. El resultado, es una grabación de la comunicación y no de las voces de los presentes durante el experimento. Toda la sesión se registró por supuesto, en una grabadora de cinta por separado, que nos da una información valiosa que se correlaciona con el TDC.

Los primeros intentos.

Todos nosotros, incluyendo a nuestros amigos de la SPR, recordamos muy vívidamente esos primeros sonidos que oímos procedentes del altavoz durante esos primeros experimentos. Los ruidos se asemejan a las ondas de frenado en la orilla del mar, suenan ruidos como la fuerza de un vendaval y otros como un tren de vapor saliendo de una estación. El Profesor Ellison explicó que esto era en realidad algo denominado “ruido blanco”, que a veces se puede escuchar entre las estaciones de radio. En ocasiones, débiles voces se oían en el fondo, pero era imposible entender lo que decían. Hicimos varias sesiones hasta que en este ‘ruido blanco’ se oyó una música muy débil que estaba presente en el fondo, lo que fue muy alentador para todos, pero nadie estaba preparado para lo que iba a suceder!

La película Kodachrome.

Fue en uno de los períodos ordinarios de sesiones que tuvimos con los tres SPR investigadores, en el que, se les pidió traer una película Kodachrome sellada. Esta película fue encerrada en una caja de madera (con una cerradura y estando la llave en manos de uno solo de los investigadores) y se coloca sobre la mesa, donde permaneció hasta después del experimento.

FIG.2

FIG.2

El espíritu comunicador (canalizado) dijo que algo relacionado con los experimentos TDC se imprimirían sobre la película, algo que dijo, que ayudaría a mejorar las comunicaciones, (ver fig.2). Como se predijo, y como se puede ver en la fotografía, nos habían hecho recibir una valiosa información impresa en la película sellada. Se muestra el receptor de germanio y sus conexiones con el amplificador, pero además hay dos bobinas unidas en el circuito. Esta película era aproximadamente de 20 pulgadas de largo y contenía el texto rubricado por el comunicador. Este texto explica cómo estas dos bobinas deben estar conectadas y sus posiciones en relación con el germanio. Una vez más contamos con la ayuda del profesor Ellison, quien nos ayudó a encontrar los componentes necesarios.

En la siguiente sesión, se nos explicó que una interacción o “efecto” se llevaba a cabo entre el cristal de germanio y las bobinas. La proximidad relativa de las bobinas y su polaridad fue un factor importante en el mecanismo requerido para recibir estas comunicaciones. Una bobina o solenoide (un hilo bobinado sobre un núcleo de hierro) produce un campo electromagnético alrededor de sí mismo y este campo tiene una dirección de flujo y ‘polaridad’, al norte y al sur, en cada extremo (véase la fig.3).

FIG.3

FIG.3

Sólo para no confundir las cosas, recordemos que en este caso no nos estamos refiriendo en realidad a los campos electromagnéticos, pero si a los campos o los patrones de ‘energía’. Por supuesto, esto da lugar a más de una discrepancia y puede causar una gran cantidad de malentendidos. Sabemos tan poco de lo que hay detrás de este mundo material, de esta rápida expansión mundial de la tecnología, y de lo que se está sugiriendo aquí que es algo más allá de nuestras propias ciencias terrenales. Esto requiere la voluntad de estar abierto a muchos conceptos “alternativos”. Así que con frecuencia se usan términos como “energía” y “campos de energía” siendo utilizados para describir uno de estos conceptos “alternativos”, sólo hasta el momento en que la humanidad tenga una completa comprensión más profunda de estas cuestiones.

Estos “campos de energía ” asociados a nuestras bobinas se comportan, se nos dice, casi de la misma manera que sus contrapartes electromagnéticas con respecto a la dirección del flujo y la polaridad. Como se puede ver en la ilustración, un vacío se forma en los dos campos que se oponen entre sí, es decir, polos iguales se repelen (recordar la física en la escuela). Este “vacío” tiene y se nos ha descrito como un “espacio sin energía de giro” y no es desconocido en otros conceptos dimensionales adicionales. Es en este vacío dónde el germanio está situado, justo en el corazón de los campos opuestos en los que puede detectar y absorber las fluctuaciones de las energías. Estas fluctuaciones causan el “efecto” en el cristal de germanio para que se lleve a cabo la apertura de los vínculos con estas dimensiones. Me imagino este vacío como una puerta o abertura que conduce a otras áreas de la existencia y el germanio como la llave que abre la puerta.

Primera comunicación.

Me resulta difícil describir nuestras reacciones después de lo ocurrido durante esa sesión en Enero de 1997, sorpresa, emoción, y aturdimiento van en cierto modo a describirlos. Habíamos hecho las modificaciones en el legado de germanio de acuerdo con las instrucciones que aparecen en la película, corregimos algunas pequeñas dificultades que teníamos con el amplificador y se procedió con el experimento como de costumbre. Los primeros signos estaban presentes, crepitaciones, clics y el ruido blanco familiar, por lo que la expectativa era alta como de costumbre. Todo el mundo se esforzaba a escuchar, casi golpeando las cabezas a medida que se inclinaban hacia delante para llegar más cerca del altavoz. Luego, sin aviso, una voz débil  se escuchó diciendo: “Hola”.

Se puede imaginar la fuerte emoción al oír  esta voz. Era la voz de un hombre y sí, que estaba sin duda tratando de hacerse oír! “Hola, ¿puedes oírme?”, Repetía. Luego continuó diciendo lo siguiente; (Tomado de la transcripción de la sesión grabada).

Personalidad desencarnada se comunica a través de germanio 21/1/97.

“Hola mis amigos. ¿Pueden oírme? Continuaré esta transmisión con la esperanza de que usted me pueda escuchar claramente. Ustedes me entienden mis amigos, que estamos experimentando con algunas dificultades, pero estamos seguros de que estos serán superados. Sin embargo, sentimos que hemos hecho progresos considerables en el último intento de comunicarnos. Estamos, desde hace algún tiempo, involucrados en un sistema de comunicaciones experimental, y es este sistema el que estamos utilizando ahora. Es de esperar que en el futuro este sistema nos permitirá comunicarnos con esas dimensiones distantes y si todo va de acuerdo al plan, será parte de estos experimentos. Voy a repetir  y decir que espero que se pueda escuchar esta comunicación. Nos quedaremos aquí por un poco más de tiempo, por favor, estar alerta “.

La comunicación se detuvo por un corto tiempo, y luego continuó, cada vez más clara.

“En algún momento en el futuro cercano habrá muchos intentos para comunicarse con usted de esta manera. Hay  muchas personas aquí que se sienten como yo, que este trabajo es de suma importancia para la humanidad, y por lo tanto están dispuestos a poner sus corazones en estos experimentos. Gracias mis queridos amigos, gracias por cooperar con nosotros y darnos este momento de su tiempo. Que la paz esté con todos ustedes. Dios los bendiga “.

La comunicación concluiría con una duración aproximada de 20 minutos.

Semiconductores.

Tuvimos largas conversaciones con los comunicadores sobre el tema de los vínculos inter-dimensionales. Sobre la utilización de semiconductores (El germanio es también un semi-conductor) e incluyendo el uso de otros materiales (como el carburo) en el futuro. Las posibilidades son casi ilimitadas dadas las circunstancias adecuadas, se nos dice. Nos explicaron lo mejor que pudieron, por qué el uso de semiconductores jugará un papel importante en futuros experimentos y cómo algunos de estos serán eficaces.

En su sugerencia, llevamos a cabo varios experimentos sin el receptor de germanio unido al amplificador. Al parecer, esto todavía permitía algunas comunicaciones pero sólo aquellas con dimensiones o niveles que estaban más cerca de la nuestra. Hemos llevado a cabo muchos de estos experimentos sin el germanio, siendo algunos de ellos conversaciones bidireccionales, con algunos testigos de los miembros de la SPR y grabados en la cinta.

En otra sesión, un comunicador (no el científico) explicó en términos simples la forma en que había sido posible (y sigue siendo a veces) para nosotros recibir mensajes en computadoras, faxes, teléfonos, grabadoras de cinta y cualquier tipo de equipo electrónico, dijo que están abiertos a  posibles interacciones, incluso equipos de televisión y vídeo!

Luego pasó a describirnos (de una manera muy simplificada) los principios básicos del chip de silicio, que utiliza un semiconductor (silicio en este caso, pero la teoría es la misma), y habló con nosotros acerca de algo conocido como el punto “de corte”. Este punto de corte es muy interesante, sobre todo en relación con los otros experimentos.

A medida que se alcanza este punto de corte, o como yo lo entiendo, puede ser debido a la temperatura / presión (recuerde el germanio está bajo una cierta cantidad de presión) y el semiconductor se vuelve inestable. Esta inestabilidad es seguida por la línea de corte, o en otras palabras, se apaga. Es, explicó, esta inestabilidad o fluctuación la  que proporciona una dirección y un ‘punto de entrada’. Esto nos recuerda a las fluctuaciones en los “campos de energía” que hacen que el “vacío” se forme en el receptor. Tal vez se haya involucrado aquí, de ser así, serían esas ‘puertas’ una posible explicación de las  EVP que muchas personas reportan experimentar.

Fig.1 : Diagrama esquemático de la disposición T.D.C . Fig.2 : La película Kodachrome. Fig. 3 : Muestra cómo los efectos de loscampos magnéticos se generarían por las bobinas

Fig.1 : Diagrama esquemático de la disposición T.D.C .
Fig.2 : La película Kodachrome.
Fig.3 : Muestra cómo los efectos de los campos magnéticos se generarían por las bobinas

Fuente.

Anuncios
 
Deja un comentario

Publicado por en mayo 17, 2015 en Artículos, parapsicologia

 

Etiquetas: , , , , , , ,

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: