RSS

La extraña historia del Spiricom: Una investigación exhaustiva al primer Sistema de Comunicación Electrónica con los Espíritus

22 Nov

Por el Dr. S. Rorke y J. Hale

“Esta es una historia extraña,es bien cierta, o quizás,  no lo es. Esa determinación tiene que ser dejada en manos del lector “.
– John G. Fuller –

Con esas tentadoras  palabras tentadoras el prolífico y popular escritor John G. Fuller evoca el desafío inherente en lo que resultó ser su libro, “The Ghost of 29 Megacycles”.
Lanzado por primera vez en Gran Bretaña en 1985 y en los EE.UU, un año después,“The Ghost of 29 Megacycles” introdujo a los lectores a un ecléctico grupo de experimentadores tecno-psíquicos que operaban en conjunto como la “Metascience Foundation”. A finales de 1970, miembros de la Metascience Foundation creían que habían logrado una comunicación bidireccional con los espíritus de varias personas fallecidas durante el uso un sistema de equipos radio-electrónicos llamados “Spiricom”. Si sus reclamos eran válidos, la Metascience serían pioneros sin duda y mereciendo por ello su historia un reconocimiento mundial, y sus nombres, deberían mantenerse  por lo menos en el mismo nivel de honor reservados para Heinrich Hertz, Nikola Tesla, Alexander Graham Bell o Guglielmo Marconi.

De hecho, la historia del Spiricom ha sido y todavía está extendida por todo el mundo en cientos de libros, revistas, artículos, e Internet. En este último hay miles de sitios web con discusiones sobre el  Spiricom -en prácticamente todos los idiomas- y gracias en gran parte a un reciente resurgimiento del interés en el asunto fue realizado el 31 de octubre 2004 (Noche de Halloween) un programa especial del Spiricom en el popular programa de radio de Art Bell, Coast to Coast AM,escuchado en cientos de estaciones de radio de todo el mundo y por millones de oyentes.

Art Bell informó sobre la evidencia disponible de la historia del Spiricom, sin embargo con demasiada frecuencia, la información disponible en webs y en varias otras fuentes de segunda y tercera mano vienen de la forma  diluida, distorsionada e irreal. Afortunadamente, la Metascience Foundation a llevado a cabo sus negocios con un grado de transparencia y apertura que falta con frecuencia en el mundo paranormal. A pesar de que la mayoría de los participantes originales están ya fallecidos, aún podemos leer sus palabras originales y estudiar las evidencias dejadas para la búsqueda de pistas que  ayuden a determinar si la extraña historia de Spiricom es cierta  o no , como John Fuller nos exhorta a hacer en “The Ghost of 29 Megacycles”.

Estando ya  fuera de la impresión de libros, la de Fuller es una de las tantas versiones sobre la  historia del Spiricom que se han publicado, pero podría justamente ser considerada como la más completa sobre el Spiricom. Vale la pena señalar que en el momento de su publicación la carrera de Fuller ya había abarcado 6 décadas. Él había sido un escritor, director y productor de numerosos programas en los primeros días de la televisión. Era un columnista de The Saturday,e incluso había sido  dramaturgo de Broadway, pero Fuller fue probablemente mas conocido como  el autor de “The Interrupted Journey”, que, en 1966 sacó a la luz el caso OVNI y secuestro de Betty y Barney Hill. Ese fue el primer libro de Fuller que en la categoría de “Lo inexplicable” ,a partir de este se lanzó  a producir más incluyendo “Incident at Exeter”,“Arigo: The Surgeon With the Rusty Knife”, “The Ghost of Flight 401”, “The Airman Who Would Not Die”, y varios mas.

En “The Ghost of 29 Megacycles”, John Fuller explica que él fue solicitado personalmente para contar la historia de Spiricom por George W. Meek, el fundador y director de la Metascience Foundation. Meek era conocido como un caballero muy sincero, creíble y bien acreditado, con una formación  en los negocios y una ingeniería. Meek, junto con su esposa Jeanette, había visitado Fuller y su esposa Elizabeth en su casa en Connecticut una tarde fría y ventosa en noviembre de 1981.Todos ellos se sentaron junto a la chimenea disfrutando de una “humeante taza de té” y George Meek relató su extraña historia de la Spiricom en algo así como:un formato multimedia que incluía grabaciones de audio y video  de presuntos diálogos con los fallecidos, junto con un relato personal que revela detalles de su propia vida en lugar fascinante.

Era un hombre alto y bien vestido, quien Fuller juzga a “finales de los sesenta o principios de los años setenta” (de hecho, tenía 71 años de edad en el momento), Meek explicó que había disfrutado de una exitosa carrera en los negocios, pero que siempre había sentido una fuerte curiosidad y afinidad por los temas  atribuidos a la esfera del  mundo espiritual. Siguiendo las directrices personales que se había planteado a sí mismo unos cinco años antes, cuando llegó a la edad de 60 Meek y se retiró laboralmente, consideró dedicar su tiempo, energías y fondos personales hacia la búsqueda y la promoción de un mejor entendimiento de la naturaleza espiritual del hombre. Meek se propuso llevar un  curso en la investigación, que incluyó una amplia cantidad de  viajes por el mundo y el establecimiento de contactos personales con los “profesionales y técnicos mundiales que parecían compartir su intereses. “Su red de contactos incluía” físicos, químicos, bioquímicos, psiquiatras y otros profesionales “.

Al principio, durante su período de participación a tiempo completo con la investigación orientada espiritualmente, George Meek se enteró por unos documentos que un médium en Filadelfia se había puesto en contacto con el espíritu desencarnado de un famoso científico que, a pesar de haber muerto en 1962, estaba tratando de ayudar al Grupo Metascience desde “el otro lado”, por así decirlo. El científico fallecido, Dr. WFG Swann, era quien  decía estar  ofreciendo su ayuda en el desarrollo de un medio electrónico para efectuar el contacto por radio-frecuencia con el mundo de los espíritus. Al escuchar esta noticia, Meek no perdió tiempo en la creación de centros de investigación, tanto en Filadelfia y en Ft. Myers, área de Florida, donde él y su esposa entonces residían. Los laboratorios fueron dedicados a la promoción de la línea de  investigación y producción de los equipos necesarios para la construcción de una especie de puente “electromagnético etérico” que abarcaría la brecha entre “sesión de espiritismo y ciencia “(Meek, 1972).
Tras una serie de intentos iniciales decepcionantes, los investigadores de Metascience quedaron desalentados, pero sin estar dispuestos a admitir el fracaso. Creían que se trataba simplemente de una cuestión de tiempo y la experimentación continuó hasta que ensamblaron la combinación correcta entre  equipos y sintonizadores con una banda correcta de  radio-frecuencias hasta que se oyó la voz del Dr. Swann, entrando alta y clara por los  auriculares de tan inusual aparato .En 1973, una nueva dirección tomó el asunto cuando George Meek entró en contacto (fisicamente) con un enigmático hombre llamado William J. O’Neil.

Bill O’Neil era un técnico de electrónica por cuenta propia, aficionado ventriloquia y a las ciencias psíquica, en las que había participado en varias series de experimentos particulares (propios) que involucraban interacciones entre las ondas cerebrales y las ondas electromagnéticas. Por desgracia, los experimentos privados de O’Neil le habían llevado a un período de profunda depresión e incertidumbre mental durante el cual empezó a cuestionarse la naturaleza subyacente de la realidad y su propia cordura personal. Los cuestionamientos de O’Neil en base a su propia búsqueda para la comprensión espiritual le habían llevado a escribir una carta al editor de una revista llamada “Psychic Observer”, un periódico mensual publicado en el área de Washington, DC, que se describía a sí misma como un “Diario de la Ciencia Espiritual”. O’Neil esperaba que el editor de la revista, el Rev. Henry Nagorka, podría ser capaz de ayudarle a entender y luchar a “brazo partido” con los extraños efectos mentales que había experimentado después la realización de sus experimentos, tratados con ultrasonidos y Beats de frecuencias.

El destino quiso que, George Meek pasara a hacerle una visita a la casa del reverendo Nagorka algún tiempo después de que la carta de O’Neil le llegara al editor. Cuando Meek comenzó a hablar de su propio interés en lo que sonaba como un camino de investigación similar a lo que había descrito O’Neil, Nagorka recuperó la carta de Billl y se la dio  a Meek.George Meek se puso en contacto con O’Neil por correo, y poco tiempo después se conocieron, finalmente Meek decidió tomar como colaborador a O’Neil para la calibración de los sofisticados equipos electrónicos que Metascience había considerado apropiados (para el uso en sus intentos de ponerse en contacto con el mundo de los espíritus).

Como se pueden imaginar, un proyecto de esta embergadura requeriría un equipo bastante ecléctico de trabajadores; ingenieros y técnicos que trabajaran “mano a mano” con los psíquicos y médiums, algunos de manera voluntaria o pagados como empleados.Un equipo complejo para ser construido y probado tenía la necesidad de física de unas instalaciones adecuadas, y para asumir toda la cantidad de   gastos Metascience operó como una fundación para la investigación científica y la educación pública, basando sus ingresos en las cuotas de afiliación  así como donaciones libres de impuestos. Según Meek, el equipo del Spiricom requería mayor financiación :

“Tuve la suerte de conseguir que Jim McDonnell, presidente de la junta de McDonnell Douglas, interesado en el proyecto… Llegué a un acuerdo con él en que me dejaría llevar adelante  el diseño y la construcción del equipo. Él lo costearía para luego alquilármelo por un dólar al año “. (Fuller, 1986, p 17)

A pesar del  carácter no lucrativo de la organización y la financiación de MacDonnell por la cantidad de $500.000, el dispositivo Spiricom estaba a la venta, de acuerdo con Alexander MacCrae, por $10.000 unidad (2004, p 123). Una pequeña parte del presupuesto, a razón de 250.000 dólares/año” (Meek, 1987, p 2) fue a William O’Neil (Fuller, 1986) por su investigación en el ITC Research . O’Neil, era un esquizofrénico (Pratt, 1992, p 5) y un ventrílocuo (Meek, 1999, p 193) que trabaja para la Fundación de Metascience de Meek ,  era conocido por estar en posesión de un dispositivo larigófono (Meek, 1982a, p 30), que produjo polémicas en las grabaciones con el  Spiricom. Las grabaciones son supuestamente de doble  sentido, la comunicación en tiempo real con un difunto científico de la NASA llamado George Jeffries Mueller (Meek, 1983), un “ingeniero de la National Aeronautic and Space Administration (NASA) antes de su muerte en 1967 “(Macy, 2008, 7). George Meek aseguró el 06 de abril 1982 en una rueda de prensa en el National Press Club, en Washington DC, en relación con la voz que dijo ser la del Dr. George J. Mueller: “Hemos sido capaces de verificar todos los hechos de su vida”(Meek, 1982b).

No obstante :Si bien hubo un George J. Mueller, nunca trabajó para la NASA.

Aunque si bien existe un George Mueller con contactos con la NASA, es consultor para la Kistler Aerospace y este  todavía no ha fallecido, por lo que no hay posibilidad de confundirse con la voz desencarnada que representa al Mueller que dice haber trabajado para la NASA (ver nuestro ensayo revisado llamado Two Georges Too Many -Hale y Drift, 2007). Es extraño que la mayoría de los hechos de la vida y de la muerte del Dr. George J. Mueller  conocidos mediante el Spiricom (según lo informado por Meek, investigado por Fuller, y más tarde reiterado por Macy), a excepción de este inventó no consta en el programa espacial de Estados Unidos. La voz desencarnada dirigió a O’Neil a una publicación de difícil acceso sobre electrónica del Ejército que había escrito mientras vivía(Mueller, 1949), con un oscuro artículo publicado en la experta revista Physical Review titulado: “La distribución de las velocidades iniciales de iones positivos en tungsteno ” , escrito por el Dr. Mueller en 1934, alertó al operador del Spiricom de su relación con la Universidad de Cornell, obteniendo de ahí un número de Seguro Social perteneciente a un tal George J. Mueller, e incluso confirmado los detalles de su prematura la muerte debido a un ataque al corazón el 31 de mayo 1961, 6:15 PM- o como el certificado de defunción en los archivos del estado de registros del Departamento de Salud Pública de California, que  indica: “La muerte fue causada por fibrilación ventricular debido a infarto de miocardio” (certificado de muerte, Orange CA-BK120, PG 814) – y sigue y sigue.¿Pero haymodo alguno de que  se confundieran acerca de si o no fue contratado por la NASA? Para empeorar las cosas fue el hecho de que los registros de la Universidad de Cornell y su certificado de defunción (antes mencionado) todos tienen su segundo nombre correcto (Jefferis), mientras que el de Metascience insistió en “Jeffries” como su segundo nombre, según lo informado por el desencarnado Doc Mueller sobre si mismo. Esto plantea la pregunta: ¿Por qué el fallecido Doc Mueller no sólo ha obviado facetas de su vida “desde el más allá, sino que también olvidado su propio nombre?

Tal vez el “diablo” está en los detalles.

Hablando de detalles, ¿qué se debería hacer de las oscilaciones auditivamente abrasivas en las grabaciones de la  Spiricom ,que suenan exactamente igual que un dispositivo de electro-laringe(laringófono) modulado por humanos, glotis y cavidad oral (reproducidos por el Dr. D. Ríos, patólogo oral de la Universidad de Baylor, y, más recientemente, por el productor Tim Loud), asimilándose a los resultados de Bill O’Neil y  George Meek de la “Metascience Foundation”, que por su propia admisión estaban en posesión de “una laringe artificial” ya en 1978? (Meek, 1981, p 30)

¿Y qué debe concluir cualquier persona pensante cuando un esquizofrénico, poseído por el pensamiento mágico -con una inclinación por la ventriloquia (O’Neil) y financiado por una fantasía de un benefactor (Meek) que pretende dar “pruebas” de que: la personalidad y la memoria sobrevive la muerte física en forma de una conversación entre un etéreo difunto y un operador en la tierra, NUNCA -ni siquiera una vez- parecen tener una expresión al mismo tiempo?

Bueno, el diablo estaba en los detalles.

 

 

Anuncios
 
Deja un comentario

Publicado por en noviembre 22, 2014 en Artículos, parapsicologia

 

Etiquetas: , , , , , , ,

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: